Soy mamá y soy gamer. He sido gamer desde niña, pero lo de mamá es solo desde hace un año y medio. Desde pequeña he ido jugando en diferentes plataformas: consolas de sobremesa, portátiles y sobre todo PC. He pasado mis buenas noches de vicio comiendo delante de la pantalla y matando hordas en Diablo II, vacaciones enteras ocupadas en crear mi barrio perfecto en Los Sims 3, viví la época de jugar sin guardar con Mega Drive… He sido estudiante, trabajadora, ama de casa y los videojuegos me han acompañado siempre, siendo una de mis formas de ocio favoritas. Así que, cuando me quedé embarazada, también jugué. Entre náusea y náusea, posando el mando sobre una barriga que iba creciendo y recibiendo pataditas.

Seguir leyendo “Mamá Gamer”