Pero entonces… ¿Quién juega a videojuegos?

Pero entonces… ¿Quién juega a videojuegos?

Sinceramente, lo último que esperaba era volver a escribir un artículo tan pronto, y aún menos que no fuese un análisis (tengo varios en proceso, pero implican rejugar los juegos y eso lleva tiempo); pero, a raíz de una serie de comentarios vividos en twitter recientemente me he decidido.

CmsOSWlXgAAlnAA

Dibujo cortesía de @Hovenduck feat. mi cara de asco el otro día

La cuestión es que, a día de hoy, mucha gente aún no se cree que haya mujeres jugando a videojuegos. Esto sigue siendo un territorio de hombres y por más que digas que juegas tú siempre serás la excepción (eso o lo haces para llamar la atención de hombres, o algo así, no sé, el ser humano es extraño).

De ahí la pregunta que lanzo al aire. ¿Quién juega a videojuegos hoy en día?

Mientras escribía esto he preguntado eso mismo en mi twitter y he recibido respuestas de lo más variado, pero es obvio que mi seguidores no son una fuente fiable para esto. No es una muestra representativa. Pero podemos probar otra cosa: si buscas en google imágenes “playing video games” o similares puedes encontrarte una idea más general de quién se presupone que juega más.

Predominan niños, adolescentes y, en general, hombres menores de 30 años. Hay alguna chica por ahí perdida y alguna persona más que sale de ese rango pero principalmente es eso.

La cuestión es, ¿de verdad esa es la clase de persona que más juega a videojuegos o como suele pasar, tenemos una idea un poco distorsionada de la realidad?

Al parecer, sí.

Según la Entertainment Software Association (cuyos miembros son dignos de tomar en cuenta) un 42% de la población de EEUU juega a videojuegos con una frecuencia de al menos 3 horas a la semana. Y la edad media dista mucho de ser la de un adolescente. Es más, la propia ESA da como edad media los 35 años y, si nos vamos a los datos concretos podemos ver que tan solo el 27% de todos los estadounidenses que juegan de forma habitual tienen menos de 18 años.

Otro dato también de la misma fuente nos indica también algo curioso que, si bien nosotras ya sabíamos, a algunos parece que no termina de entrarles en la cabeza: las mujeres conforman el 41% del total de jugadores. Es curioso como acercándonos cada vez más a un 50% (los informes de años anteriores dan % menores de mujeres que aumentan poco a poco) sigamos siendo la figura invisible del mundo de los videojuegos.

Es más, el porcentaje de mujeres de 18 años o más que juegan habitualmente a videojuegos (31% del total de ambos géneros) supera con creces al porcentaje de chavales adolescentes (17%)  y aun así, ellos siguen siendo el foco del mercado.

1

Informe ESA 2016

Pero miremos otras fuentes. El Pew Research Center nos proporciona un par de datos, uno de ellos de lo más curioso:

A majority of American adults (60%) believe that most people who play video games are men – a view that is shared by 57% of women who themselves play video games. But the data illustrates that in some ways this assumption is wrong: A nearly identical share of men and women report ever playing video games (50% of men and 48% of women).

Es decir, un 60% de la población norteamericana adulta cree que la mayoría de los jugadores son hombres (algo que nosotras mismas terminamos por creernos, un 57% de la población femenina que sí juega también lo cree). La realidad es otra: según el informe del PRC, del total de la población estadounidense, un 50% de los hombres y un 48% de las mujeres juegan habitualmente a juegos.

Puedo pasarme así un buen rato.

La ESA canadiense nos da datos similares: un 54% de los canadienses juegan a videojuegos, de los cuales un 52% son hombres y un 48% mujeres.

La ISFE con los datos del último cuatrimestre del 2015 nos trae más cerca de casa y nos sorprende aún más: un 40% de los británicos, un 62% de los franceses, un 56% de los alemanes y un 42% de los españoles juegan a videojuegos un mínimo de seis horas a la semana.  ¿Y cuántos de esos jugadores son mujeres? La respuesta les sorprenderá (no).

2

Los números vuelven a estar casi igualados.

Podríamos seguir mirando (yo lo he hecho) y, salvo países concretos los porcentajes se mantienen. No existe un perfil estándar del jugador de videojuegos y de existir no sería un hombre ni de lejos.

¿A dónde quiero ir con todo esto? Diría que no lo tengo claro ni yo pero no es así, sencillamente, es complejo. Mucho.

Las mujeres somos uno de esos colectivos invisibles que disfrutan los videojuegos como el que más, que a nadie le importa que estén ahí mientras no llamen la atención. Es una regla no escrita que he vivido en mis propias carnes demasiadas veces en juegos online porque, tristemente, si dejas ver que eres una mujer en un juego de ese estilo aparece o la corte de white knights a salvarte o los que deciden tomar el camino contrario e insultarte. Y mientras tú has cometido el error de usar un pronombre femenino con tu persona o, cansada, has dicho que eres mujer porque al que no le guste que se aguante y te llueven los comentarios, un montón de mujeres en sus casas miran el chat y deciden callarse porque no les merece la pena. Y luego te hablan en privado y te piden perdón por sus compañeros, o se ríen contigo de la situación. O, sencillamente, te confirman que no estás sola.

Porque a nadie le gusta pensar que está solo y las mujeres que jugamos a videojuegos no lo estamos. A los números me remito.

Addendum

¡Pero Helena, los juegos de móviles no cuentan como juegos!

Sí cuentan. Buenas tardes.

Cómprame un café en ko-fi.com

Glitched Ghoul
Glitched Ghoul

Juego a cosas y muevo cadáveres.

10 comentarios
Rexth
Rexth 07/07/2016 a las 2:32 pm

Me encanta, todo súper bien redactado pero nada de plataformas y el final es sublime, los juegos de móviles sí cuentan, porque me da la gana, porque en tu otro artículo tampoco veo nada convincente sobre ello, la verdad es que eso de los móviles es un tema complejo que habría que hablar largo y tendido y como ya dije hablando por twitter (estuve ahí) depende de las preguntas de las encuestas y de muchos factores que no tienes en cuenta en tu artículo, es muy bonito eso de ir de defensor de los débiles y esas cosas, pero parece que necesetáis convenceros a vosotras mismas de que jugáis constantemente, es una pena, la verdad, porque eso lleva a que todo parezca una ofensa y en seguida se altere todo el mundo.
Por cierto, me encanta como todos los que sois así, unos defensores del “débil” o el “marginado” luego estáis a la defensiva constantemente y soltáis ironías por todas partes, como si todo fuera un ataque personal, no lo digo por ti en concreto (que alguna cosilla tienes también).
Y las compañías no son tontas, tienen estudios de mercado y directores de marketing que ya quisieran algunos llegar a ser, por eso mismo, si las compañías se centran más en un público masculino que en uno femenino porque consideran que juegan más hombres por algo será, porque a las grandes empresas la igualdad les da igual, les importa el dinero, si el dinero estuviera en un sector más femenino ahí que se tiraban de cabeza.
Aquí un “true gamer”, buenas tardes.

Reina de los gatos
Reina de los gatos 07/07/2016 a las 3:31 pm

Querido True Gamer:

Por más que leo tu comentario no encuentro lugar alguno en que señales por qué el artículo es incorrecto de una forma razonada. Como mucho dices “el tema de los móviles es complejo que habría que hablar largo y tendido” (ojo, no es una invitación a que lo hagas).

Un juego es un juego. El equipo que está detrás de este blog sabe probablemente más que tú y alguna incluso trabaja de ello. Lo único que ofrece tu afirmación es clasismo y estupidez. Así que por favor, no insistas en ella. Haces el ridículo.

Después, nadie te obliga a leer nuestros artículos. Eres muy libre de abrir otro blog/twitter/facebook/cosa y escribir lo que quieras en él, igual que hacemos nosotras.

Nos encanta que te encanten “los defensores de los débiles a la defensiva” pero ¿sabes qué pasa? Que llevo 20 años jugando a videojuegos y escuchando variaciones de lo que acabas de escribir. Así que tú, a nosotras no nos encantas. Eres el problema.

Si a ti no te gusta la ironía a nosotros no nos gustan los cretinos.

De nuevo te invitamos a que te abras un blog y le chilles mucho a las nubes. Nosotras aceptamos la crítica constructiva y lamentablemente tu comentario no lo es. Por eso y para que puedas llorar a gusto sobre el feminazismo imperante ya no daremos voz a ningún otro comentario que puedas dejar.

No hace falta que vuelvas a entrar en el blog. No te “necesetamos”.

Att. TodasGamers

Chuck Draug
Chuck Draug 07/07/2016 a las 9:45 pm

¿Sabes lo que pasa con el tema de que las mujeres se tengan que convencer? Pues eso es porque en esta sociedad se les ha enseñado que hay cosas “de niños” y “de niñas”, y que todo este tiempo les dicen que eh, los videojuegos son cosas de chicos. Así que normal que haya inseguridad en algunas jugadoras, que algunas callen y decidan seguir siendo invisibles… pero no veo yo esa inseguridad en el texto de Helena. Es más: veo certeza y un golpe en la mesa, un “¿qué pasa, que tenemos que recurrir a la estadística para que veáis que no lleváis razón?”.

Esas actitudes de “no te ajustas a lo establecido”, de “esto no es para vosotras” son nocivas, y peor aún, nos han enseñado que son algo normal. De ahí que salirse de la norma suponga para muchas ser una marginada, una paria, poco más que un bicho raro. El problema también está en los que se ponen gallitos, subiéndose el ego porque no tienen otra cosa mejor que menospreciar a aquellas personas que se salen de los patrones que la sociedad ha impuesto.

Ver a tanta mujer que jugaba desde niña estar invisibilizada tanto tiempo y que por fin pueda mostrarse, es algo que, por lo que veo, resulta liberador. Pero luego viene la corte de los ñiñiñi que quieren que esas chicas demuestren que de verdad son jugonas, que les hagan pasar incluso exámenes. ¿Qué pasa aquí? Pues eso: que nos han enseñado que esto es cosa de chicos, las jugadoras han quedado invisibilizadas y ahora cuando por fin pueden decir sin tapujos que llevan años y años jugando, no las creemos.

Simplemente no las creemos. Y eso es horrible.

Y luego está que si defiendes tu condición o a “los débiles” o si eres un aliado en la lucha de estas chicas por dejar de ser invisibles y que las tomen como lo que son, jugadoras… pues resulta que eres un Social Justice Warrior que quiere meterse en la casa del árbol de los chicos, y si eres hombre es que vas por ahí en su armadura blanca queriendo ligar con feministas o eres un planchabragas o un lamemedias o Dick sabe qué otros insultos de gente que se enorgullece de degradar a los demás.

Asumámoslo cuanto antes: el paradigma está cambiando. Las compañías no son tontas. Ven un nuevo mercado en los videojuegos, en los tebeos, ¡en lo que sea! En esos territorios que parecían vedados, que solo podíamos disfrutar los hombres. Pero no: la diversidad vende, y el público diverso no quiere ser tratado de tonto ni de trofeo. Que claro, que lo hacen por dinero, son empresas, ¡de eso viven!, pero un público satisfecho es importante, y tratar a las mujeres como damiselas en apuros las alejará más que acercará. Y si con eso más mujeres trabajan y son más visibles en el sector, mucho mejor.

Los hombres blancos cisheteros ya no somos el centro de atención, el Universo no gira alrededor de nuestras pollas. Cuanto antes admitamos esto y ayudemos a la gente que durante todo este tiempo ha sido discriminada, mejor.

Y si a alguien un juego de móvil o de navegador (ya no hablo de Facebook solamente, ¿qué hay de Newgrounds?) no le parece un juego de los de verdad, pues mira, cosa suya, que si uno piensa que si no está en la consola o instalado en tu PC no es un juego es porque se resiste a ver los cambios en el paradigma. No hay más.

Frost
Frost 07/07/2016 a las 11:17 pm

Creo que Rexth con el tema de los juegos móviles y las preguntas de las encuestas se refería que, yo que se, si le preguntas a mi hermana si juega videojuegos te dirá que sí (tiene unos cuántos instalados en el móvil y tampoco le disgusta si tiene que jugar en algún multiplayer de consola), pero si le preguntas que si los consume habitualmente dirá que no, porque ni los compra ni los juega por “gusto”. Mi hermana es un caso individual evidentemente, pero como ella hay muchas más personas que en su mayoría seguramente sean mujeres (o no).

Lo que quiero decir es que los datos tienen un límite de fiabilidad y evidentemente no excluyen a distintos tipos de jugadores (sin chorradas de casual,true gamer, blablabla… eso para los adolescentes).

De todas formas, cuánto más se equilibre el mercado hombres 50% – 50% mujeres mejor, más variedad y probablemente mejores historias y personajes. Como siempre digo, los videojuegos se consideran de críos porque el contenido dirigido exclusivamente a hombres es de críos. (Que no tiene nada de malo no me linchéis)

Glitched Ghoul
Glitched Ghoul 08/07/2016 a las 1:41 am

@Frost
Quizás debí dejar los links a los informes pero creí que estaba claro que esas encuestas tienen una serie de parámetros:
Horas jugadas por semana es uno de ellos. Todos los informes requerían un mínimo, por ende no, no es echar 10 minutos una partida mientras esperas el bus y si te he visto no me acuerdo.

Básicamente quería dar datos para a ver si de una vez nos creemos todos que el público de los videojuegos es, ante todo muy variado, que es lo importante aquí.

titanioverde
titanioverde 16/07/2016 a las 2:30 pm

Gracias por recabar estas estadísticas, señorita Ghoul.
Justo ayer comentaba con una compañera acerca de cómo Game Boy batió récords de público femenino. Ni idea de cómo progresó tal paridad hasta la época de NDS y Wii, consolas para las cuales se hizo hincapié en que servían para todos los públicos. (Me pregunto si @ZhugeEX tendrá gráficas al respecto…)

Durante varios años dirigí una comunidad local de NDS, con quedadas cada dos semanas. Como en mi isla lo normal es marcharse a estudiar en alguna universidad de la península al cumplir los 18, la mayoría eran adolescentes. Y varones. Afortunadamente no he llegado a percibir tratos diferenciales hacia las chicas; ni en las quedadas, ni en el foro, ni tampoco se comportaban como babosos intentos de macho alfa. (Si hubiera algún caso de acoso, seguramente me lo habrían denunciado) Todos eran buena gente, y lo importante ahí era jugar y pasárnoslo bien, sin más tonterías.

No cuento esta anécdota para invisibilizar este artículo, ni mucho menos. Probablemente el nuestro fue un caso muy peculiar. Pero de alguna manera siento que tal riqueza de géneros videojueguiles y de compañía les ha ayudado a desarrollarse como buenas personas. Nunca hay que subestimar el poder del arte.

IgnacioSX
IgnacioSX 12/08/2016 a las 10:50 pm

En los años 80 jugué como buen treintañero viví mis primeras experiencias con los videojuegos y jamás se me ha ocurrido pensar que la mujer no pueda tener un papel relevante en el videojuego, es más, a poco que te sumerges en la historia de la informática y el videojuego más preponderancia adquiere el papel de la mujer que, muy a nuestro pesar, se ha visto siempre como secundario o anecdótico.

La falta de reconocimiento de mujeres como las programadoras del ENIAC causa entre otras cosas una triste transmisión intergeneracional de que “el videojuego” o “la informática” es cosa de hombres, cuando NO es así.

Retomando mis experiencias con videojuegos en los 80 he de decir que en 1989 estando en EGB disfruté muchísimo de la compañía de una compañera de clase con la que compartía recreos y vivencias en torno a “La Abadía del Crimen”, ella fue capaz de pasarse el videojuego y yo en cambio agoté mi paciencia. Para mi este ejemplo es más que suficiente.

Es cuestión de tiempo y mucho empeño que las cosas cambien, así que mucho ánimo con este blog porque merece la pena intentarlo.

Glitched Ghoul
Glitched Ghoul 13/08/2016 a las 12:51 am

Muchas gracias, en serio!

Dorito
Dorito 25/03/2017 a las 1:44 pm

Joder, ¡¡gracias por esto!! Así puedo callar de una vez a esos machirulos… Y machirulas, porque algunas tampoco se salvan. ¡Gracias de nuevo!

Lilith
Lilith 17/07/2017 a las 6:34 pm

Recuerdo una entrevista a Katsuhiro Harada (creador de Tekken, mi saga favorita) en la que comentaba que un día le dio por ir a jugar a un salón recreativo en Japón y se sorprendió por la cantidad de mujeres que jugaban a sus juegos, Desde entonces tomó la determinación de hacer sus juegos dirigidos tanto a hombres como mujeres, y no creo que lo haya hecho tan mal considerando a Tekken como la saga de lucha menos machista que existe.

¿Por qué el resto de productores no hacen lo mismo? será porque no les interesa o porque realmente algunos juegos apenas tienen público femenino.

Yo, mismamente, soy fanática de juegos como Lineage 2 o Serious Sam…pero fanática hasta el punto de tirarme perfectamente jugando desde que me despierto hasta que me acuesto en mis días libres. Y reconozco no haberme topado con muchas mujeres que compartan mis mismos gustos, alguna siempre hubo, pero contadas con los dedos de una mano (experiencia personal, es obvio que no puedo conocer a todo el mundo).

Pero sinceramente, no me importa, no necesito que haya otras jugando para sentirme bien. Será mi introversión, yo qué sé.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: