ATENCIÓN: ESTO ES UN ANÁLISIS DE PERSONAJE (Camilla, Fire Emblem Fates) ASÍ QUE CONTIENE SPOILERS DE SU ARCO DE PERSONAJE.
Estáis avisados :3

Os voy a confesar algo. Me encantan las princesas. Sí, el más que desgastado concepto de la chica nacida en un lugar de poder, más allá de su control, una posición de estatus social cuya narrativa puede girar a muchas órbitas distintas (aunque Disney y otros tantos se entesten en seguir siempre las mismas, ¡cansinos!).

Concretamente, mis tropos favoritos, “Daddy’s Little Villain”, “Lady of War” y “Fallen Princess” (“La Pequeña Villana de Papá”, “Dama de la Guerra” y “Princesa Caída” respectivamente) han acabado destacándose en uno de mis personajes favoritos de hoy en día: La Princesa Camilla, de Fire Emblem Fates.

¿Qué puedo decir de mi querida Camilla?

Su concepto base es tan claro que debo admitirlo, en un primer momento, sentí un fuerte rechazo hacia su personaje. Nintendo ha explorado muchos caminos y muchos tropos especialmente en sus sagas RPG, y en concreto, en Fire Emblem, la longeva saga que cuenta ya con su decimocuarta entrega; pero siempre tira del estereotipo. SIEMPRE. Camilla se presenta como esta típica hermana mayor que pudiera formar parte de cualquier fantasía erótica del japonés adolescente medio (y porque quiero creer que en occidente el tema de las onee-samas no está tan exaltado. Dejad que me mantenga en la ignorancia, aunque sepáis que es mentira), tremendamente afectuosa con su queridx Corrin, con una “pechonalidad” más protuberante que su cuerpo entero y una voz que haría derretirse a ambos polos. A la vez.

tumblr_o1sy3g1xkr1skwjp4o3_r1_500
Y Nintendo no hace nada por luchar contra su estereotipo. Te quiero, Cami, pero por dios, PARA

Pero entonces, ¿por qué iba alguien a mirar más allá del escote, lo imposible que sería luchar de modo alguno con ese atuendo y ese pelo y su actitud de femme fatale?

Si hay algo que ha hecho que Fire Emblem se convierta en una de mis sagas estrella ha sido su capacidad de contar historias y sus personajes hechos a base de acumular arquetipos, que acaban haciéndose un hueco en tu corazón. Los personajes se desarrollan a través de sus “Apoyos”, conversaciones de amistad y confesiones que acaban bonificando a tu ejército con stats y el beneficio de coger cariño a unidades a las que no querrás que mueran jamás, obligándote a reiniciar una misma pantalla tantas veces como sea necesario para evitar que mueran (en el caso de jugar en Clásico).

Y Camilla ha sido de los personajes que más me han sorprendido y enamorado por todas las lecturas que de esta se pueden sacar.
Aquí viene la mía. 

CUIDADO QUE SE PUEDEN ENTREVER SPOILERS A PARTIR DE AQUÍ

¿Quién es Camilla en realidad, una vez dejamos sus animaciones dignas de enterrar la cabeza en la tierra, su presentación terriblemente exagerada y el producto de pajas y demás obscenidades que Nintendo ha querido dedicar a sus fanboys?

La princesa púrpura es, por encima de toda pretensión sexualizada, una mujer hecha a sí misma. Guerrera por naturaleza, ha crecido en un reino en el que se la ha educado a sobrevivir ante todo. Ese “ante todo” incluye a sus medio hermanos y sus propios sentimientos. En sus conversaciones, se revela que la familia real nohria ha sufrido por parte de las madres de los tres más jóvenes (todos hijos de concubinas, olé sus cojones, señor Garon) una manipulación tremenda y vil, que hizo que incluso les enfrentaran entre sí, por alcanzar su supuesto rango social. Aunque fuera a la fuerza y llevándose por delante a los demás. Así se educa bien a los niños, sí señor. 

c0d
No sufres lo suficiente, Garon. NO LO SUFICIENTE.

Si bien es una víctima de sus circunstancias, es capaz de llevar sobre sus hombros el grueso del peso de la nobleza nohria y las locas ambiciones de su padre, manteniendo exteriormente su compostura, elegancia y, por qué no decirlo, sadismo. Y aun así, ser el hombro en el que descansar, cuando cualquiera de estos necesita de su apoyo y amor, que es incondicional. Y eso es lo que me fascina de Camilla. Que, a pesar de todo, a pesar del dolor que puede sentir, por sus circunstancias, por sentirse perdida ante un poder superior, por haber sido criada con una absoluta falta de amor, es capaz de la entrega más grande y sin reservas, a querer ahorrar sufrimiento a otros y cargar ella con este y a seguir siendo una mujer cálida en la que poder apoyarse.

Desgranando a la princesa, encontramos a una mujer con una clara depresión, agarrándose a lo que le es conocido y querido, que teme a la soledad y al ser dejada atrás. Una mujer que tiene entre sus manos un clavo ardiendo, y cuyo asidero a la cordura son sus hermanos, su mundo y su razón. Fire Emblem Fates trata temas como la lealtad a la familia o a aquellos que te han criado y dado amor, y Camilla es, para mí, la adalid de ese amor. Quien lucha porque su queridx Corrin se fortalezca y pueda ver el mundo exterior que su padre le ha prohibido, quien planea mil y una aventuras para que la soledad de estx sea menos pesada, quien se ensucia las manos para que sus adorados hermanos conozcan cuantos menos horrores de la guerra como sea posible.

Y es de esa guerra de la que la propia Camilla quiere desprenderse. Una dama guerrera que abandona su lucha marcial.

fe14_malig_knight_camilla
Hablando de marcial, su wyvern se llama Marzia. Me da todo el amor.

He leído más de una crítica al respecto de sus posibles finales (sin mucho spoiler, tranquilos) y parece ser una idea común el rechazo del público por la idea de que abandone su posición noble y se dedique a su familia (sea la que sea, por apoyo o final propio sin matrimonio) alegando que no es un paso natural para un personaje que disfruta con la batalla y la lucha.

No estoy tan segura que eso se pueda afirmar tan a la ligera. Camilla es guerrera, sí. Camilla puede derramar la sangre del mundo entero sin pestañear por su familia, también. Pero, ¿acaso Camilla no se define por su amor a su pequeño mundo? ¿Tan raro es creer que no quiera saber nada de otra cosa que no sean sus seres queridos? ¿Este rechazo acaso no nos viene por la insistencia del mundillo a encasillar a las mujeres en papeles hogareños? (y qué gran razón hay por ello para molestarse y pedir cambios).

maxresdefault
Si es que… ¡Qué monas sois, copón!

Lo que sí está claro es que, si Nintendo quiere, puede dejar a un lado sus pretensiones de fanservice puro y duro para crear a un personaje con mil y un matices a pesar de su intención inicial, sea a propósito o no.

Con suerte, acabarán abandonando la adquirida y reprobable mala praxis de las armaduras deficientes (por decirlo suave) y el fanservice innecesario, y nos darán personajes aún más admirables, cercanos y enternecedores, y habrá más Camillas en el mundo, mujeres fuertes, luchadoras, que aman y lloran y ríen y crecen, que sufren y son, al final, humanas.

Y por eso, por encima de todo, es por lo que les acabamos queriendo, ¿no es así?

Buy Me a Coffee at ko-fi.com