Ya he hablado que no todo Ubisoft es el demonio, y siguiendo esa tónica de Ubisoft Montpellier y el motor UbiArt, toca hablar de Valiant Hearts, un juego histórico ambientado en la Primera Guerra Mundial. En este caso, la estética que usa es estilo cel shading, que le queda muy bien, y hace que ese horror que fue la Primera Guerra Mundial se lleve algo mejor.

En este juego manejaremos a cinco personajes:

  • Karl, un joven alemán casado con la francesa Marie, con quien tiene un hijo. Los tres viven en la granja familiar con el padre de Marie, Emile, en Saint-Mihiel. Karl será deportado por Francia y reclutado forzosamente por el Imperio Alemán.
  • Emile, el padre de Marie y suegro de Karl, que será también reclutado, pero por el ejército francés.
  • Freddie, un estadounidense que está como voluntario en el ejército francés.
  • Anna, una estudiante de medicina belga, que participa como enfermera en el frente.
  • Y el más importante de todos, Walt, un doberman pinscher del ejército alemán que nos ayudará en nuestras aventuras.

El juego es una aventura gráfica point-click, con algunos puzles y minijuegos obligatorios, como las huidas musicales en coche. La mecánica principal es muy simple: en cada pantalla deberemos localizar los elementos necesarios para pasar de nivel y resolver pequeños puzzles. Si nos cuesta encontrar algo, o avanzar, se pueden pedir pistas cada cierto tiempo. Es sencillo y lineal, ideal para niños pequeños. Yo he jugado la versión de PS4 y no hay ningún problema con los controles, como podría parecer.

Una cosa que me gustó mucho del juego es su ambientación: la Primera Guerra Mundial, de la que apenas se suele hablar en videojuegos (el próximo Battlefield la tratará, aunque con licencias, como no incluir mujeres, o Rusia). Uno de los extras del juego es localizar pequeños objetos ocultos por el escenario, que nos darán información histórica sobre el conflicto, desde detalles ínfimos sobre abrelatas, a detalles de la vida en las trincheras, información de resultados de las batallas, o fragmentos reales de cartas. Todo esto, perfectamente documentado y usando referencias reales. Este mimo por el detalle hace que en algunos momentos resulte duro jugar, por la crudeza y horror que representó este conflicto. Participaremos en algunas de las batallas más conocidas y crudas, como la primera batalla de Marne, el asalto al Fuerte Douaumont que culminó con la batalla de Verdún, o la batalla del Somme. También sufriremos en nuestras carnes los primeros ataques químicos que se realizaron en la guerra.

b_2ubyuwiae2d3b
El juego en verdad va de acariciar al perrete. Fuente: captura propia del juego.

Y como en el caso de Child of Light, el juego está perfectamente traducido y doblado, por Amparo Ortega y Pablo Trenado (ficha completa de la traducción). En este caso, no habrá diálogos durante los niveles sino que se nos narrarán lo que les ocurre a nuestros personajes según cambiemos de nivel.

Además, como he dicho, el juego consigue ponerte los pelos de punta y llegarte  a la patata mediante los objetos que encuentras en el camino y por las acciones que llevas a cabo. Y ahora voy a entrar en el terreno de los spoilers, hablando del final, tras la imagen de las ovejas y terminan tras la foto del perrete

b_-18ijwuaaga08
En algunos puntos debes no ser detectado. Fuente: captura propia del juego.

Yo casi no termino el juego, porque la última misión que haces es la más dura: debes llevar a Emile a ser fusilado, tras haber matado a uno de los oficiales que ordenó la misión suicida de la ofensiva de Nivelle. Y tú lo sabes, y el juego te fuerza a ello: has vivido los horrores contemplándolos como espectador, pero ahora debes sufrirlo directamente muriendo. Yo paré el juego y tardé una semana en armarme de valor para continuar y poder terminar, porque el juego lo merecía.

b_vypk8xaaaimth
Y fin de spoilers. Fuente: captura propia del juego

El juego es breve, pero dura lo que tiene que durar. Y aprendes mucho acerca de la Primera Guerra Mundial, que te lleva a querer investigar más sobre el tema. Es muy simple también, pero lo veo ideal para gente pequeña, que jueguen con un adulto (tiene PEGI 12) y aprendan sobre el conflicto. Y tiene un perrete precioso. Lo podéis encontrar para PS3 (a 5 € en la Store), PS4, Xbox One y PC (a 15 € en estas plataformas). Aunque para PC esté en Steam, el préstamo familiar no funciona con él, ya que se accede desde UPlay y sólo deja jugar una copia por juego.