Buscar

Todas Gamers

Pibones jugones comentan videojuegos en tu zona

Autor

geniusonceayear

This War of Mine: conciencia en tiempos de guerra

Cuando en un videojuego se trata, de manera más o menos directa, un conflicto bélico, en la mayor parte de los casos a quienes jugamos nos ponen en el papel del héroe, del fuerte, del soldado, del que hace lo que tiene que hacer sin importarle el resultado porque sabe lo que puede ocurrir si se limita a quedarse de brazos cruzados. Suelen ser personajes que llevan la guerra en la sangre y no se paran a cuestionar la moralidad de sus actos porque no se lo pueden permitir, porque están metidos en algo más grande que ellos mismos, porque han aprendido que escuchar a su conciencia es lo peor que pueden hacer cuando el mundo estalla a su alrededor.

El propio eslogan de This War of Mine (In war, not everyone is a soldier) nos dice que no es uno de esos juegos.

Seguir leyendo “This War of Mine: conciencia en tiempos de guerra”

Ori and the Blind Forest: la belleza peligrosa de Nibel

No estoy muy acostumbrada a los juegos de plataformas. No tengo nada contra ellos, en realidad, pero es un género que no me llama demasiado la atención. A lo largo de mi vida de jugona he empezado muchos que no he llegado a terminar; a veces se me hacían repetitivos, otras veces encontraba algún otro al que le tenía más ganas y lo acababa dejando de lado.

Hasta que llegaron las rebajas de Steam de la Navidad pasada y encontré Ori and the Blind Forest.

Y me enamoré mucho.

Seguir leyendo “Ori and the Blind Forest: la belleza peligrosa de Nibel”

El problema con las mujeres de The Witcher 3

En mi humilde opinión, The Witcher 3 (CD Projekt Red, 2015) es un juegazo. La música, los gráficos, la ambientación, la historia. A nivel técnico hay poco que se le pueda reprochar, pero (y es un gran pero) si nos ponemos a hablar del tratamiento que se les da a los personajes femeninos nos empezamos a encontrar algunos problemas.

Seguir leyendo “El problema con las mujeres de The Witcher 3”

Blog de WordPress.com.

Subir ↑