La llegada de PlayStation 4, en 2013, generó muchas expectativas en la comunidad, como es habitual cuando se anuncia una nueva plataforma. Y también, como es habitual, sobre los títulos que acompañan al nacimiento de una videoconsola pesa la presión de demostrar la potencia de una nueva generación. Es lo que le sucedió a Knack, del que se esperaba un despliegue técnico espectacular que marcara la diferencia entre la anterior PlayStation y la entonces futura. Sin embargo, Knack, el producto de Mark Cerny y SIE Japan Studio, no cumplió ese papel, si bien era un título humilde que daba lo que prometía: un plataformas y acción en 3D, con una estética colorida y una simpática mascota como protagonista, que tenía la originalidad de estar hecha de pequeños bloques. Y, pese a ser un juego divertido, sin llegar a ser espectacular, decepcionó a muchos jugones.

El pasado 6 de septiembre SIE Japan Studio y Mark Cerny trajeron una segunda de esta adorable saga. En palabras del mismo Cerny, durante la presentación de Knack 2 el pasado 13 de julio en la PlayRoom de Sony, “hemos escuchado a los jugadores, hemos aprendido de los errores del primer Knack y hemos incluido nuevas mejoras. Queremos ofreceros una experiencia de juego muy divertida y dinámica”.

KNACK™ 2_20170908201013.jpg
Una jungla de plataformas

FANTASÍA DIRIGIDA A LOS MÁS PEQUEÑOS

Knack 2, al igual que su predecesor, está dirigido a todos los públicos. Su alegre apartado audiovisual recuerda a una película de animación de la última década. Su historia está guionizada por Marianne Krawczyk, escritora cuyo trabajo más destacable es la saga God of War, y ofrece una fantasía asequible a gente de todas las edades. Aquí, Knack, el robot creado por el Dr. Vargas a partir de pequeñas reliquias, deberá enfrentarse a los Altos Goblins, una raza antaño gloriosa que fue sometida por los humanos, quienes entraron en guerra para saquear su mayor recurso: los cristales. Años más tarde, los Altos Goblins han resurgido para cumplir su venganza, y han despertado a un ejército de robots antiguos con los que destruir la civilización humana. En esta aventura, Knack irá acompañado por el pequeño Lucas, su mejor amigo; Ryder, el tío de éste último, arquéologo y explorador; y Ava, una monja guerrera que les guiará en su periplo. Dichos compañeros, durante la partida, sólo participarán dándonos consejos puntuales y se mantendrán al margen durante los combates, así como irán por rutas alternativas durante la secuencia de plataformas. La historia es aceptable, con un desarrollo correcto, aunque los personajes son muy planos y no destacan especialmente, pero sí pueden gustar a los jugadores de corta edad. No obstante, es necesario conocer el anterior Knack para captar diversas referencias.  

KNACK™ 2_20170908202457.jpg
Xander y Ava, los dos nuevos personajes de la franquicia. Simpáticos, pero planos.

PLATAFORMAS, PUZZLES Y HACK AND SLASH

En Knack 2 se mezclan las plataformas y el hack and slash. En este último aspecto, se detecta cierta influencia en los God of War, salvando las distancia entre ambas franquicias. Para empezar, las mecánicas de combate están muy enriquecidas gracias a un amplio abanico de combos y golpes, que podrán ser mejorados gracias a un sencillo árbol de habilidades. Contaremos también con eventos de tiempo rápido y, durante combates contra numerosos enemigos, tendremos la posibilidad de golpear un Supercristal que nos proporcionará invulnerabilidad y aumento de potencia temporales.

KNACK™ 2_20170908194111.jpg
En un hack and slash, un 3 contra 1 es más que justo

Avanzaremos por quince niveles de juego en los que la partida se guardará automáticamente, mientras nos enfrentamos a hordas de goblins y robots de tamaño variado. Deberemos superar ágiles secuencias de plataforma que requerirán precisión y sincronización, al mismo tiempo que resolveremos puzzles que requieren un ingenio mínimo y en los que, si nos vemos atascados, el mismo juego nos sugerirá consultar una pista. En cuanto a Knack, su tamaño jugará un papel crucial en las mecánicas. Podemos pasar de pequeño a grande pulsando R1. En su tamaño menor, en el que nos mostrará su faceta más adorable, el robot podrá desplazarse por plataformas con poco espacio o lugares estrechos. En su tamaño grande, que le proporcionará un aspecto más agresivo, podrá atacar con mayor fuerza a los enemigos y destruir objetos a su paso. A medida que venzamos enemigos, podemos sumar más bloques a nuestro tamaño, y éstos se irán perdiendo a medida que recibamos golpes. Moriremos cuando Knack se quede con su cuerpo mínimo o al caer desde una altura considerable, pero reanudaremos en el punto más cercano posible. Recolectaremos cristales dorados para crear una armadura que absorba los golpes, y unos orbes azules que se acumuluarán hasta desbloquear nuevos puntos de habilidad para invertir en el árbol del personaje. En algunos niveles, Knack se podrá fusionar con diferentes materiales para adquirir nuevas técnicas. Así, si absorbe un bloque de hierro, tendrá disponible un látigo de dicho material con el que atacar y usar de liana, mientras que los bloques de hielo le permitirán congelar enemigos. Como secretos, en cada nivel hay ocultos varios cofres con artilugios aleatorios que mejorarán los atributos de Knack y que se podrán compartir de forma online: así, si encontramos el cofre por el que ha pasado otro amigo que disponga del juego, podremos escoger entre la reliquia que ha obtenido o la que nos ha tocado a nosotros.

Tendremos cuatro niveles de dificultad: fácil, normal, difícil y muy difícil —este último que no se podrá seleccionar hasta haber completado el juego— y con una diferenciación bien construida. Para la partida que jugué para el presente análisis escogí el nivel normal, que me ofreció un desafío razonable, siendo una jugadora aficionada a los hack and slash (que mi gato se llame Dante no es casual).

KNACK™ 2_20170908210456.jpg
El árbol de habilidades, un añadido sencillo y enriquecedor para el combate

EN PAREJA, MÁS DIVERTIDO

El modo cooperativo local, uno de los nuevos añadidos de Knack 2, es el elemento más interesante del juego. En él, dos jugadores, un Knack azul y otro rojo, deberán colaborar juntos para avanzar en el juego, para lo cual el desafío queda adaptado, tanto en los combates como en los puzzles. La pareja de robots tendrá disponibles nuevos combos y, si uno de los dos queda rezagado, se podrá unir a su compañero automáticamente.

El mayor encanto de Knack 2, al igual que en el género hack and slash, es el dinamismo de sus combates, la descarga de adrenalina al enzarzarse a golpes con múltiples y simultáneos enemigos —aunque en este título la violencia sea suave y fantástica—, y ese tipo de placer, al compartirlo con alguien con quien tengas cierta complicidad, hace la experiencia mucho más divertida.

Screen_Knack_coop_Platform1.png
En pareja, Knack II ofrece doble diversión (perdón por el facilón juego de palabras)

UN TÍTULO HUMILDE QUE CUMPLE LO PROMETIDO

Knack 2 supera a su antecesor, gracias a los cambios introducidos, como la ampliación de combos, el modo cooperativo, un sistema de combate mucho más jugoso y un uso mucho más inteligente de los tamaños de Knack. No destaca por una gran profundidad de trama o personajes y no es un título con grandes pretensiones, pero sí nos ofrecer un rato divertido a los que amamos pegarnos virtualmente contra hordas numerosas y aún más divertido a quienes echamos en falta los cooperativos locales. Asimismo, al tratarse de un título para todos los públicos, es muy apto para aquellos padres jugones que quieran compartir con sus juegos un videojuego similar a una película de animación destinada a toda la familia.

KNACK™ 2_20170908191942.jpg

Copia de prensa proporcionada por Sony Interactive Entertainment. ¡Muchas gracias!

Buy Me a Coffee at ko-fi.com